de caballos


los caballos son maravillosos
son fuertes y son libres
nunca me subí a uno
ni dejé de respetar
su peluda armonía

¿te acordás de la noche
en que quisiste tocar uno
y se te vino encima
y nos asustamos y reímos?
casi casi nos caímos
y dijimos que de ese momento
no nos íbamos a olvidar nunca

yo lo recuerdo y no solo eso
estoy acá, intentando despedirme
de todo lo que no supimos controlar
haciendo fuerza para ser libre
como los caballos atados
comiendo pasto
de noche

bajo todas las estrellas

Comentarios

Publicar un comentario

¡Contame todo!